Cuando sobran las palabras…

Cuando sobran las palabras…

Era noviembre, súmale 10 al 9. Con lágrimas en sus ojos lo recibió, abalanzándose sobre el… y con el suero de esperanzas enganchao, decidió plantearle lo que pasaba…

Frente a frente, tomado de las manos, mudos los dos, se miraron fijamente, preguntándose… que nos paso, en que fallamos… que nos hizo falta…?

Era obvio que esas preguntas tenían mas de una respuesta, respuestas que ninguno de los dos se atrevía a contestar, luego de un respiro, y como lluvia que cae del cielo, así empezaron a llover las palabras, las excusas, los por que, los cuándo, los donde, las mentiras, las verdades,… entre lagrimas surgían los reproches, y los dime y diretes por un momento  hicieron su entrada triunfal y llegaron a ser los protagonistas principales en tan “amena” conversación…

Mientras… El tenía el NO en el borde de sus labios…Ella bañada en llanto suplicaba, deseaba con ansias desesperadas ese SI desde lo más profundo de su ser, exponía su punto de vista, y le decía: Quiero solución no separación, la muy ingenua niña de casi 25 años…. No sabiendo que aquello que llamaban “relación” estaba a solo instantes de terminarse total y definitivamente…

A decir verdad la “susodicha” tenia meses de haber terminado, pero como la esperanza es lo ultimo que se pierde, ambos, seguían en la lucha de salvar aquel herido, aquel maltratado que una vez le llamamos AMOR, y que estaba a solo segundos de morir…

Finalmente, después de mucho llorar, después de muchas suplicas, después de muchas promesas… Solo dijo NO.

Largas horas habían pasado, ella, lo dejó marcharse…y con un nudo en la garganta, en la puerta numero tres, lo tomó del brazo para recibir “un NO merecido abrazo” de despedida… mientras su alma se quebrajaba en mil pedazos, sus ojos estaban nublados, su cuerpo temblaba, de sus manos emanaban gotas… de dolor…ver sus sueños tronchados y ver como se le escapaba la persona amada, la hacían mas infeliz…

Así se fue alejando, y mientras por su mente pasaban tantas cosas, era como disco rayado… no te vayas, no me abandones, déjame quererte, déjame abrazarte, déjame amarte, déjame sentirte, quiero respirarte… quiero tenerte, poseerte, quiero adorarte…

Alejándose, y ya casi cuando no se veía su silueta, su cuerpo se desplomó en el escalón numero dos frente a la puerta numero tres…

Mira donde va, se fue, se evaporó de mis manos…lo perdí… mientras la respiración se hacia escasa, el mar de lagrimas crecía mas y mas, y con un sentimiento de culpa que pesaba mas que su cuerpo…. Se dijo: TERMINO LA HISTORIA

2 respuestas to “Cuando sobran las palabras…”

  1. Lizzye Says:

    No conocia esta faceta tuya. Muy buen escrito!

  2. tito lopez/tito guicardo Says:

    hola como estas? llevo muchos anos de mi vidad de no leer algo tan hermoso como lo que acabo de leer. te felicito, escribes muy pero muy bonito, ese escrito parece que lo hiciste para mi, pues al leerlo. es la realidad de mi vidad e historia.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: